El estilo contemporáneo es un estilo actual, de esta época. Se trata de una evolución del estilo tradicional sin llegar a los extremos del vanguardismo o el minimalismo. Aunque comparte algunas de las características, precisamente, del estilo minimalista como las líneas rectas o los espacios amplios y diáfanos, son dos estilos que no deben confundirse. La decoración con un estilo contemporáneo contempla un punto más acogedor, alejándose de la frialdad del minimalismo.

En este estilo predominan los colores negros, blancos, la gama de grises y los marrones, tanto claros como oscuros. Se intenta crear contrastes entre estos colores y, en ocasiones, se puede romper con un tono de color más vivo para romper la homogeneidad.

Es clave la mezcla equilibrada de elementos y colores, que marquen la diferencia y conviertan una habitación de nuestro hogar en un espacio único. También es un estilo que se caracteriza por la ausencia de ornamentación, con líneas muy rectas o cuadradas; con techos altos, incluso de dobla altura, que permiten decorar las grandes estancias con lámparas grandes o elementos decorativos.

En este post, encontrarás más claves del estilo contemporáneo, muy adecuado para este tiempo, con hogares estilosos pero prácticos. ¡Vamos con 6 de sus puntos principales!

1. Luminosidad

El estilo contemporáneo se caracteriza por su gran luminosidad, sobre todo, por la luz natural. Tener grandes ventanales o muros cortina será ideal para permitir la entrada abundante de luz. En cuanto a la iluminación interior, ésta también está muy bien pensada, y se tiene muy en cuenta en el diseño contemporáneo, que busca dar sensación de espacios amplios o enfatizar algunos elementos decorativos de este estilo.

2. Líneas rectas

Precisamente, la amplitud y el uso de las líneas rectas marcan el estilo contemporáneo, así como los techos altos. Mantener las líneas limpias y simples ayudarán a aumentar la sensación de amplitud.

3. Materiales nobles

El mobiliario de materiales nobles, como la piedra, el vidrio, la madera o el cemento son característicos de este estilo. La elección de los muebles de estilo contemporáneo del dormitorio será importante para crear espacios interiores con estilo contemporáneo. Así, estos deben ser de corte clásico, que se caracterizan por tener líneas rectas, y ofrecen sensación de continuidad. Combinar los materiales nobles con estas líneas rectas ayudará a crear un hogar acogedor y cálido.

4. Mezclar colores, pero de forma uniforme

La mezcla de tonos destacará en el estilo contemporáneo siempre que mantenga una paleta de colores uniforme. Jugar con distintas tonalidades de grises, blancos, negros y marrones, desde los más claros a más oscuros, conseguirá dar más vida a los espacios y crear contrastes para conseguir un efecto de profundidad.

5. Telas naturales

Las telas naturales como el algodón, el lino o la lana se incorporan en este estilo por su aspecto natural, y ayuda a darle calidez a los espacios.

6. Complementos de gran tamaño

Los complementos decorativos de gran tamaño también marcan el estilo contemporáneo. Tener un gran cuadro, una gran lámpara o cualquier otra pieza de decoración, como una escultura, en el salón contemporáneo servirán para romper con las líneas rectas y  destacarán por encima del resto conseguirán dar un toque especial y marcará la diferencia del espacio.

En definitiva, la fusión de las líneas rectas, limpias, continuas con una decoración que marque estilo a través de formas abstractas serán claves para conseguir un estilo contemporáneo en el hogar. Si estás pensando en decorar tu hogar con el estilo contemporáneo y necesitas nuestra ayuda, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. En rústica&ambientes somos profesionales de la decoración.